Mujer con signos de malestar por dolor de garganta

Remedios caseros para el dolor de garganta

Todos los días, millones de personas en el mundo amanecen con dolor de garganta. Aunque parezca inverosímil, esta afección suele desarrollarse durante la noche y alcanzar su punto más álgido en la mañana, a causa de múltiples factores orgánicos, virales e incluso infecciosos.

¿Qué es el dolor de garganta?

El dolor de garganta es una afección ocasionada por la irritación de la faringe y la tráquea, justo al inicio del esófago. Generalmente, el dolor de garganta persistente ocasiona dificultades para tragar, ingerir alimentos e incluso hablar, sobre todo en los casos donde se presenta dolor de garganta y afonía.

¿Cuáles son las causas del dolor de garganta?

Aunque las causas del dolor de garganta son muy variadas, algunas de las más frecuentes suelen ser:

  • Gripe o resfriados
  • Algunos tipos de bacterias, como las estreptocócicas, causantes de amigdalitis y faringitis.
  • Alergias, que pueden ocasionar dolor de garganta por rinitis alérgica.
  • Adicción al cigarrillo.
  • Infección por el virus Epstein-Barr (Mononucleosis).

¿Cuáles son los tipos de dolor de garganta?

Si bien los tipos de dolor de garganta parecen similares, lo cierto es que según su origen todos poseen algunas diferencias. En ese sentido, los tipos de dolor de garganta suelen ser:

Dolor de garganta por gripe

Originado a partir de un proceso viral, el dolor de garganta por gripe se presenta al mismo tiempo que el resto de síntomas de resfriado común. A pesar de ser molesto, este dolor de garganta solo se intensifica al tragar, y no suele ocasionar mayores problemas.

El dolor de garganta por gripe evoluciona favorablemente con la recuperación del paciente, mejorando por completo al cabo de unos días. Pocas veces se requiere tratamiento adicional.

Dolor de garganta por rinitis alérgica

Al existir un cuadro de rinitis alérgica, el dolor de garganta puede aparecer como consecuencia del goteo postnasal. A su vez, este goteo se produce al existir congestión en las vías de la nariz, pues la rinitis ocasiona la inflamación de las mucosas nasales y por ende la sobreproducción de moco.

Dolor de garganta por faringitis

El dolor de garganta por faringitis es una afección que se produce cuando la bacteria Streptococcus pyogenes accede al organismo. En la mayoría de los casos, el dolor es muy intenso y debe ser atendido en compañía del tratamiento para la faringitis.

¿Cómo prevenir el dolor de garganta?

Aunque prevenir el dolor de garganta parece imposible, pues no se puede determinar cómo y cuándo se originará, existen ciertas recomendaciones que pueden ayudar a evitar el dolor de garganta crónico. Algunas de ellas son:

Evitar cambios bruscos de temperatura

Aunque los cambios de temperatura no ocasionan gripe o resfriado, estos si pueden originar dolor de garganta por rinitis alérgica. Generalmente, los cambios bruscos de frío a calor, o viceversa, ocasionan una respuesta de las mucosas en personas alérgicas, las cuales pueden desarrollar dolor de garganta.

Evitar el humo de cigarrillo

Ser fumador activo o pasivo no solo acarrea consecuencias sobre los pulmones o la sangre. En estos casos, la garganta también resulta afectada, pues está demostrado que la nicotina origina dolor de garganta persistente, debido a la irritación constante de las mucosas.

Mantener la higiene

En todo momento, tanto la higiene bucal como la higiene de las manos es vital para prevenir el dolor de garganta. Por una parte, el aseo diario de la cavidad oral evita la proliferación de bacterias en la garganta, garantizando la buena salud de la misma. A su vez, la desinfección constante de las manos contrarresta la transmisión de virus y bacterias, las cuales pueden alojarse en cualquier superficie y originar dolor de garganta por gripe.

¿Cuál es el tratamiento para el dolor de garganta?

En la mayoría de los casos, el tratamiento para el dolor de garganta solo se centra en la cura de su origen, pues el dolor de garganta suele desaparecer con la mejoría del paciente al cabo de unos días.

Sin embargo, cuando se trata de un dolor de garganta persistente o dolor de garganta crónico, el médico tratante podrá recetar analgésicos, como paracetamol o acetaminofén, así como también pastillas para el dolor de garganta con lidocaína.

Aunque es una práctica común, en ninguna ocasión se recomienda la automedicación con antibióticos u otros fármacos para el dolor de garganta. En estos casos, lo ideal es obtener primero un diagnóstico médico, el cual puede obtenerse mediante pruebas como el cultivo de garganta.

¿Cuáles son los mejores remedios caseros para aliviar el dolor de garganta?

Entre las soluciones para el dolor de garganta, los remedios caseros para aliviar el dolor de garganta son una alternativa segura y natural, que puede ser de gran ayuda sobre todo en los casos de dolor de garganta persistente.

Actualmente, los mejores remedios caseros contra el dolor de garganta son:

Gárgaras de agua tibia con sal

El efecto antiséptico y antiinflamatorio de la sal, en compañía del agua tibia, permite que la mucosa de la faringe se descongestione, aliviándose el dolor de garganta y evitando su reaparición.

Utilizar este remedio casero para el dolor de garganta es muy sencillo. Solo es necesario añadir una cucharadita de sal en medio vaso de agua tibia, hacer gárgaras y repetir el procedimiento dos veces al día hasta notar mejoría.

Miel

Reconocida también por su efecto antiséptico, la miel es ideal para eliminar los microorganismos causantes del dolor de garganta crónico y prevenir su proliferación.

Tan solo una cucharada de miel 3 veces al día es suficiente para aliviar el dolor de garganta permanente y complementar el tratamiento médico. En caso de que exista tos, la miel también ayudará a aliviarla.

Té de jengibre y limón

Gracias a sus propiedades calmantes, el jengibre alivia las molestias del dolor de garganta ofreciendo un efecto prologando. A su vez, el limón crea una capa antibacteriana que protege a la mucosa de bacterias, evitando la aparición del dolor de garganta por gripe.

El té de jengibre y limón puede consumirse dos veces al día como tratamiento para el dolor de garganta crónico. Así mismo, en caso de presentar dolor de garganta por resfriado, es recomendable acompañar este remedio con las indicaciones del médico tratante.

Descansar

El descanso es el mejor remedio casero para el dolor de garganta. Además de reforzar el sistema inmunológico, descansar favorece la recuperación de la mucosa faríngea, previenen el desgaste producido por el habla y evita la aparición de dolor de garganta y afonía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *